La emoción de sentir la Navidad

La emoción de sentir la Navidad llega estos días. Navidad es algo más que un momento especial del año, es un estado en el que nos sentimos felices. Porque no debemos olvidar que el objetivo final de todas las personas es encontrar la felicidad. Y, en Navidad, estamos más cerca de lograrla. 

En estas fiestas se crea un ambiente cálido que nos relaja y nos hace ser capaces de sentir lo importante de estas fechas. Son días para crear recuerdos entrañables, coleccionar pequeños detalles que nos acompañen el resto del año. Una sonrisa sincera, una muestra de gratitud o un saludo afectuoso son algunos detalles valiosos con los que adornar nuestra Navidad.

Es época de recuperar la fe en las personas. Reconocer que juntos, con respeto, compromiso y apoyo, podemos conseguir un entorno mejor. Navidad es un estado de nuestro interior en el que el amor es el gran motor. Amar nos motiva a realizar proezas, a compartir con alegría, no solo con los familiares y amigos, sino también con aquellas personas anónimas que nos necesitan. Demostrar solidaridad es una señal incondicional de que la Navidad alberga en nosotros. 

Convirtamos esta Navidad en un sentimiento. Vivamos momentos especiales a los que acudir a lo largo del año, con ilusión. Hagamos que todos los días sea un poco Navidad.

Y, ahora que este año va llegando a su fin, permitamos que nuestros sentidos capten los estímulos únicos de estas fechas. Su luz, su música, sus sabores…se transforman en nuestro interior en emociones que siembran la esperanza de vivir un año nuevo mejor, lleno de oportunidades.

 

¡Felices Fiestas!

La emoción de sentir la Navidad